domingo, 10 de octubre de 2010

TARTA DE CHOCOLATE CON MERMELADA DE ARÁNDANOS

 Esta tarta de chocolate es muy sencilla de hacer, queda buenísima y el bizcocho resulta jugoso al llevar yogur, aceite y almendras molidas.
Podemos cambiarlo por nueces, avellanas ...
La mermelada es de arándanos, pero se puede sustituir por una de fresas, frutos rojos, frambuesas ... según el gusto de cada uno.
Cuando hacemos este tipo de tartas están más buenas si preparamos el bizcocho con un día de antelación, la montamos y dejamos reposar al menos 12 ó 24 horas. Se compacta todo mejor y los sabores se aprecian más. 

 


  

INGREDIENTES:

Para el bizcocho:
8 huevos
2 yogures naturales
4 medidas del vasito de yogur de azúcar
2 medidas de aceite
2 medidas de harina
2 medidas de almendra molida
2 medidas de cacao en polvo sin azúcar
2 sobres de levadura en polvo
Ralladura de un limón

Para el almíbar:
2 vasos grandes de agua
2 cucharadas soperas de azúcar
4 cucharadas soperas de ron

Para el relleno:
6 cucharadas soperas de mermelada de arándanos
2 cucharadas del almíbar

Para la cobertura de chocolate:
200 gr. de chocolate de cobertura
200 ml. de nata
100 gr. de mantequilla

Para adornar:
Cacao en polvo sin azúcar
Almendras picadas

 


Para hacer el bizcocho:
Poner todos los ingredientes en un recipiente a excepción de la harina y levadura. Batir muy bien con la batidora de varillas. Mezclar la harina con la levadura y tamizarla sobre el recipiente, seguir batiendo hasta que quede una masa homogénea.
Verter la mezcla en un molde forrado con papel vegetal, podemos utilizarlo cuadrado o redondo, según preferencias.


Introducir en el horno previamente calentado a 175º y hornear durante 40 minutos. No abrir para nada el horno los primeros 30 minutos, pues la masa bajaría y no volvería a subir. Pinchar con una aguja si ésta sale limpia estará cocido. Dejar templar unos minutos y seguidamente desmoldar y poner a enfriar sobre una rejilla.



Cuando esté completamente frío o incluso mejor de un día para otro podremos montar la tarta, para ello cortaremos el bizcocho por la mitad y mojaremos con el almíbar.

Para hacer el almíbar:
Ponemos a calentar el agua, cuando vaya a empezar a hervir retiramos del fuego e incorporamos el azúcar y el ron, removiendo para que se disuelva. Dejamos templar un poco y procedemos a bañar el bizcocho.

Montaje de la tarta:
Colocamos una parte del bizcocho sobre una bandeja y empapamos con la mitad del almíbar.


A continuación extendemos la mermelada que habremos disuelto con dos cucharadas del mismo almíbar.





Ponemos la segunda capa del bizcocho y mojamos con el resto del almíbar. Guardamos la tarta en el frigorífico durante varias horas para que se compacte bien. El baño de cobertura lo haremos al final.



Para hacer la cobertura:
Calentamos la nata y cuando comience a hervir retiramos del fuego y añadimos el chocolate y la mantequilla troceados. Removemos bien hasta obtener una consistencia homogénea y brillante.


Dejamos reposar 10 minutos, movemos un poco y procedemos a cubrir la tarta con cuidado de repartir la cobertura también por los laterales. A continuación espolvoreamos con cacao en polvo sin azúcar y adornamos todo el lateral con unas almendras troceadas.




 

NOTA: Si no queremos hacer una tarta grande, podemos preparar una más pequeña justo con la mitad de ingredientes. La única precaución es que deberemos reducir el tiempo de cocción en el horno a 30 minutos, comprobando igualmente si está hecha pinchando con una aguja.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...