martes, 8 de noviembre de 2011

ALBONDIGÓN

Este es uno de esos platos que viene de maravilla cuando somos muchas personas a comer, porque además se puede hacer el día antes y después calentarlo. Con estas cantidades podemos hacer 3 albondigones aproximadamente, dependiendo del tamaño que los preparemos. Si queremos hacer más o menos cantidad, con dividir o multiplicar la receta será suficiente.
Aunque para esta ocasión hice más cantidad de carne porque éramos bastantes ese día y aumenté el resto de ingredientes, la receta está explicada para hacer los que he indicado más arriba. De todas formas aunque preparemos de más nunca viene mal, porque luego acompañado de un arroz blanco o una buena pasta queda delicioso.
Como explico más abajo las especias que utilizo me las traen de Melilla y son unas bolsitas con una mezcla, pero no dice lo que lleva, ya sabéis que por esa zona hay numerosos puestos de especias a granel y se elaboran diferentes mezclas, todas ellas riquísimas. Me gusta ponerlas porque dan un sabor muy sabroso a la salsa, además de un punto picante muy suave, pero podemos quitarlas si no nos gustan.
Esta receta es de las que siempre se han hecho en la familia cuando nos juntábamos muchos y gusta tanto a pequeños como a mayores. Espero que os guste y que la disfrutéis.



INGREDIENTES:
500 gr. de carne de ternera de buena calidad picada
500 gr. de carne de cabecero de lomo picada (sale más jugosa)
4 huevos
2 dientes de ajo
Un chorrito de zumo de limón
Ralladura de limón
2 cucharadas de queso rallado
4 cucharadas de pan rallado
100 ml. de leche
Perejil picado
Sal
Pimienta negra recién molida
4 cucharadas de aceite de oliva
Un poco de harina
3 cebollas grandes
2 hojas de laurel
1 ó 2 cucharaditas de especias morunas (según nos guste más o menos fuerte)
200 gr. de champiñón
1 lata de guisantes pequeña (160-170 gr.), si lo deseamos podemos usar congelados




Ponemos la carne en un bol y añadimos los huevos, un poco de sal, pimienta negra, perejil picado, pan rallado, leche, queso rallado, los ajos picados muy menudos, zumo y ralladura de limón. Amasar para que se integre todo bien, si viéramos que queda muy blanda añadiremos un poco más de pan rallado, pero tampoco debe quedar demasiado compacta, es mejor que esté jugosa la mezcla para evitar que nos quede muy seca al cocerla.


Formar 3 albóndigas grandes (albondigones), pasar por harina y sacudir el exceso, calentar aceite de oliva en una sartén y dorar por todos los lados para que se selle bien. Reservar.



Colar el aceite y ponerlo en una cazuela, si viéramos que hace falta más añadiremos un chorrito. Picar la cebolla y sofreírla junto con el laurel y un poco de sal. Cuando esté dorada añadir las especias morunas, remover e incorporar una cucharada de harina, dorar para que se tueste un poco. Poner agua y cuando esté caliente añadir los albondigones y el jugo que hayan soltado. Dejar hervir a fuego fuerte un par de minutos y después continuar la cocción a fuego suave durante aproximadamente 45-50 minutos, vigilando que no se pegue en el fondo y dándole la vuelta de vez en cuando.



Transcurrido ese tiempo añadir el champiñón cortado en trozos y dejar cocer 10 minutos más, después poner los guisantes (si son congelados los pondremos junto con los champiñones) y dejar cocer a fuego suave durante 15 minutos más.



Si hiciera falta añadir más agua durante la cocción, es mejor que sea caliente. Procurar que quede bastante salsa, ya que de cada albondigón salen bastantes rodajas, según las hagamos más o menos gruesas. Es un plato que cunde bastante.

Una vez terminado hay que sacar los albondigones y cortarlos en rodajas, más o menos de un dedo de grosor, que iremos colocando en la cazuela para que se impregnen bien con la salsa. Servir la carne acompañada de la salsa por encima, podemos colocar más en una salsera para quien quiera añadirse más cantidad.

NOTA: No puedo especificar qué tipo de especias morunas son, porque me traen unas bolsitas que no llevan nombre. Las suelen vender mezcladas y tienen un color ocre, son muy aromáticas y pican un poquito. La verdad es que le dan un toque delicioso a la carne, pero si no tenéis poder poner pimienta negra recién molida.




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...