domingo, 20 de noviembre de 2011

CUPCAKES DE VAINILLA Y AROMA DE LIMÓN

Estos son unos cupcakes que quedan deliciosos con el toque de vainilla y limón. He intentado explicar como he hecho la decoración de los mismos de una forma sencilla, pero cada uno puede darle su toque personal.
Como siempre y para evitar que resulten muy empalagosos, las cantidades de azúcar están reducidas, de esa forma predominan más los sabores que lleva y son más suaves a la hora de comerlos.
Lo que no cabe duda es que son un postre delicioso y apetece tomarlos en cualquier momento, pero reconozco que a mi me gusta disfrutarlos acompañados de un buen café con leche.
Espero que os gusten y que los hagais en casa, siempre se queda de maravilla presentando una bandeja con bonitos cupcakes.




INGREDIENTES:
Para los cupcakes:
125 gr. de mantequilla
125 gr. de azúcar
3 huevos
75 ml. de leche
1 cucharadita de extracto de vainilla
1 y ½ cucharaditas de aroma de limón (he utilizado la marca Decora)
180 gr. de harina
1 y ½ cucharaditas de impulsor (levadura en polvo tipo Royal)

Para la crema de mantequilla:
200 gr. de mantequilla
100 ml. de leche desnatada
90 gr. de azúcar en polvo
1 cucharadita de aroma de vainilla transparente
Unas gotas de colorante amarillo en gel (Wilton)
Unas gotas de colorante marfil en gel (Wilton)
Unas gotas de colorante verde hoja en gel (Wilton)

Para decorar:
Flores de glasa real hechas con manga pastelera

Con estas cantidades salen 12 unidades


Precalentar el horno a 180º
Tamizar la harina con el impulsor y reservar. Batir la mantequilla que deberá estar a temperatura ambiente con el azúcar, hasta que quede bien cremosa y aumente el volumen. Añadir un huevo, batir y antes de incorporar el siguiente añadir una cucharada colmada de la harina que tenemos reservada (de esta forma evitamos que la masa se cuartee), seguir batiendo, añadir el siguiente huevo y cuando esté bien incorporado poner el tercero y batir. A continuación poner la leche, el extracto de vainilla, el aroma de limón y batir un poco. Finalmente incorporar la harina y mezclar con una espátula hasta que se integre totalmente.
Poner las cápsulas de papel en un molde metálico, rellenar y hornear (el horno debe estar previamente calentado) a 180º durante 15-18 aproximadamente, ya sabéis que esto depende mucho del tipo de horno. Pinchar en el centro con una aguja y si sale limpia estarán hechos, de lo contrario dejar un poco más. No es conveniente que se pase de horneado porque pueden quedar secos. Dejar en los moldes 5 minutos y después pasar a una rejilla para que se terminen de enfriar. Tener la precaución de no abrir la puerta del horno durante los primeros 12-15 minutos, pues afectaría a la masa y ésta no subiría correctamente.

NOTA: A veces y dependiendo de la calidad del papel que vayamos a utilizar es mejor poner dos. El de dibujo por fuera y dentro uno blanco de calidad inferior, ya que la grasa puede afectar a los dibujos de los papeles y es una lástima que luego no se puedan apreciar. Si conocemos la calidad del papel y sabemos que aguanta perfectamente no es necesario hacerlo.
 
Para hacer la crema de mantequilla:
Batir la mantequilla con la batidora de varillas o el batidor de la KitchenAid hasta que blanquee y doble el volumen, hay que ir aumentando la velocidad progresivamente de baja a media. Incorporar el aroma de vainilla (transparente pare evitar que de color a la crema) y la leche poco a poco sin parar de batir. Añadir el azúcar en polvo a cucharadas, sin dejar de batir hasta que esté bien integrada y la mantequilla esté brillante y bien cremosa.


Dividir la mantequilla en cuatro recipientes, tres de ellos con la misma cantidad y otro con menos.
Uno lo dejaremos sin color, es decir blanco. En otro ponemos unas gotas de colorante amarillo y removemos hasta que el color quede uniforme. En el tercero ponemos unas gotas de colorante color marfil, remover hasta que el color se integre bien. En el que tenemos menos cantidad de crema ponemos unas gotas de colorante verde hoja y removemos hasta que el color quede igualado.

NOTA: Dependiendo de la intensidad de color que queramos conseguir pondremos más o menos cantidad de colorante. Recomiendo empezar poniendo muy poco, mojando la punta de un palillo en el tarrito, mezclamos con la crema y si lo queremos más oscuro añadiremos más cantidad.

Rellenar una manga desechable con la crema de mantequilla amarilla y la boquilla 1M de Wilton. En otra manga ponemos la crema marfil y una boquilla redonda lisa, por ejemplo la nº 12 de la casa Wilton. En una tercera manga ponemos la crema verde hoja y la boquilla nº 352 de la casa Wilton. Finalmente antes de colocar la crema de mantequilla blanca en la manga desechable marcamos una línea con un pincel mojado en el colorante marfil en el lateral de la misma, entonces la rellenamos y ponemos la boquilla 124 de Wilton, haciendo coincidir la parte más estrecha de la boquilla con la línea de color.


TRUCOS: Para decorar los cupcakes con la crema amarilla y la boquilla 1M he empezado haciendo el adorno desde el centro hacia la parte externa del mismo, como si formara una espiral. Después he puesto una flor de adorno y a los lados con la crema verde he formado unas hojas.

 
La decoración de los de color marfil la he hecho dibujando la espiral en sentido contrario es decir desde la parte externa del cupcake hacia el centro del mismo. Luego he puesto una flor y he formado unas hojas a los lados de la misma.


Con la crema blanca los he decorado de la siguiente forma:

Primero he untado una pequeña capa de color marfil en todos y la he extendido con una espátula. Después he ido haciendo unos semicírculos con la parte estrecha de la boquilla hacia el exterior, de esa forma la pincelada de color marfil que le hemos dado queda a la vista en el borde de la onda. Cuando he completado la primera vuelta he hecho una segunda y he terminado poniendo una flor encima y he hecho unas flores a los lados.


En los restantes he ido haciendo una onda por todo el borde y en el centro he hecho un adorno con la crema amarilla formando un rosetón y he adornado con unas hojas con la crema verde.



NOTA: Recomiendo ensayar primero sobre un papel vegetal o un plato y cuando obtengamos el resultado que nos guste lo hagamos sobre el cupcake. Siempre podemos recuperar la crema con la que hayamos hecho la prueba y volverla a introducir en la manga.
Si ensayamos antes nos da más seguridad a la hora de decorar nuestros cupcakes y además tendremos más claro el adorno que queremos realizar, así como la presión que debemos hacer con la manga.
 


 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...