domingo, 8 de abril de 2012

BORRETA

Es un plato típico de nuestra zona y como muchos de los platos tradicionales en cada casa tienen su propia receta. En la zona de Alcoy lo hacen con espinacas, pero mi madre siempre ha hecho este plato con alcachofas y así nos gusta. Entre sus ingredientes principales están las ñoras (pimientos secos de la zona levantina), las patatas y el bacalao. Al final de la cocción se le suele añadir un huevo por comensal, que se escalfa en el caldo del guiso.
El plato lo hago tal cual lo hacía mi madre y como ella me lo enseñó, esto no quiere decir que sea lo habitual en la zona. Como he dicho antes le ponen espinacas, pero en casa siempre se ha hecho con alcachofas. Es un plato sencillo de preparar en el que todo se cuece lentamente, para que los ingredientes liberen su sabor.
En otra ocasión probaré la receta con espinacas, pero ahora os dejo con la nuestra, os aseguro que resulta un plato delicioso que nos gusta mucho. No es un plato que haga habitualmente, pero en Semana Santa cuando el bacalao se convierte en uno de los ingredientes principales de nuestras cocinas, suelo prepararlo. También apetece mucho cuando hace frío.



INGREDIENTES:
½ kg. de bacalao en salazón
1 cebolla
2 dientes de ajo
1 tomate
1 hoja de laurel
5 ó 6 ñoras
5 ó 6 alcachofas
4 patatas
3 cucharadas de aceite de oliva
1 y ½ litro de agua, caldo de verduras, caldo de ave o una pastilla de caldo
Una pizca de sal
½ cucharadita de pimentón dulce
4 huevos

Cortamos en trozos el bacalao y lo ponemos en remojo durante 24 horas para quitarle el exceso de sal, cambiándole el agua 3 ó 4 veces. Como no se utilizan piezas excesivamente gruesas con este tiempo es suficiente, para que quede en su punto de sal.
Ponemos en una olla el agua o caldo, le incorporamos el aceite, la cebolla finamente picada, los ajos también picados, la hoja de laurel y el tomate rallado. Añadimos una pizca de sal, pero muy poca (recordar que lleva bacalao) y colocamos la olla en el fuego. Cuando comience a hervir lo bajamos un poco y dejamos cocer durante 30 minutos.
Mientras tanto presionamos las ñoras por el pedúnculo y les quitamos las semillas, sacudiéndolas un poco. Las añadimos a la olla y seguimos cociendo durante 15 minutos más. Transcurrido este tiempo subimos el fuego, añadimos las alcachofas que, habremos limpiado cortando el tallo, las puntas y a las que habremos quitado las primeras hojas más duras, dejándolas enteras. Cuando hierva de nuevo, bajamos el fuego y dejamos cocer por espacio de 15-20 minutos. A continuación incorporaremos las patatas en trozos y el pimentón.
Dejamos hervir todo junto a fuego suave durante 15-20 minutos, dependiendo de la clase de patata que utilicemos y finalmente añadimos los trozos de bacalao. Cuando hayan transcurrido 5 minutos, probamos el punto de sal y si hiciera falta le pondremos una pizca más.
Continuamos la cocción durante 3-4 minutos y finalmente escalfamos un huevo por comensal en el caldo del guiso. Para hacerlo mejor, es aconsejable servir los platos a falta del caldo y de esa forma nos quedará más espacio en la olla para que los huevos se puedan escalfar con más facilidad. Cuando estén los colocamos en el plato y ponemos el caldo por encima.
Este es un plato que nos puede gustar más o menos caldoso. Pero como el caldo queda muy sabroso en casa siempre nos ha gustado con bastante cantidad de líquido, ya digo que esto es a gusto de cada uno.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...