lunes, 14 de mayo de 2012

MUFFINS CON FRESAS

Aprovechando que las fresas están buenísimas, nada mejor que utilizarlas para hacer un rico dulce. Me gusta mucho utilizar frutas en las masas porque ganan en jugosidad y estos muffins se hacen en un momento, por lo que no da pereza ponerse a ello. Además si no tenemos ganas de hacer mucha cantidad, podemos dividir los ingredientes y así la “operación bikini” nos puede resultar más llevadera, sin tanta tentación delante, pero ya que nos ponemos...
Llevo un tiempo desaparecida, pero se me han complicado las cosas un poco últimamente, bueno más bien bastante. Aún estoy recuperándome de mis problemas con la espalda y haciendo rehabilitación para terminar de ponerme bien (bueno al menos es lo que espero). La incorporación al trabajo también se está haciendo más dura de lo que esperaba, porque aún debo tomar la medicación y no ayuda a estar del todo despejada, para poder estar alerta a todo lo que tengo que hacer y, la verdad, cuesta mucho concentrarse.
Espero poder empezar a visitaros y retomar del todo mi actividad habitual. Ese es mi deseo, pero a veces no puedo estar las horas que quisiera delante del ordenador, ya que gran parte de mi trabajo se basa en utilizarlo y cuando llego a casa, tengo la espalda muy cargada. Además tengo un puesto de responsabilidad, con personas a mi cargo y ante la situación económica tan complicada que tenemos y trabajando en el sector sanitario, ya os podéis imaginar el panorama...
De todas formas, os dejo con esta receta, que os recomiendo y cuyos ingredientes son los mismos que utilicé para los muffins con manzana y canela. Podéis cambiar la fruta por otra que os apetezca más. Ahora que empiezan a estar tan ricos los albaricoques, sería otra opción perfecta.






INGREDIENTES:
370 gr. de harina de repostería con levadura (he utilizado Bizcochona)
200 gr. de azúcar glas
1 cucharadita de levadura química o impulsor (tipo Royal)
125 ml. de aceite de oliva suave o de girasol
1 yogur griego
4 cucharadas de leche
2 huevos
1 cucharadita de extracto de vainilla
300 gr. de fresas
Azúcar para espolvorear (podemos usar glas o granulada)

Con estas cantidades salen 16-18 muffins




Precalentar el horno a 180º
Podemos hacerlos sin utilizar batidora, simplemente con mezclar los ingredientes es suficiente.
En un bol tamizamos los ingredientes secos: harina, azúcar glas y levadura química. En otro bol ponemos todos los ingredientes líquidos: aceite, yogur, leche, huevos y extracto de vainilla, removemos. Vertemos esta mezcla en los ingredientes sólidos. Mezclamos con una espátula justo hasta que se integren. Lavamos las fresas, le quitamos las hojitas y las partimos en trozos pequeños. Incorporamos a la masa, movemos con cuidado para repartirlas por la misma.
Colocamos unos papelitos en una bandeja metálica para hornear muffins (de las que llevan los huecos) y repartimos la mezcla hasta llenar las ¾ partes de cada molde.
Horneamos con el horno precalentado previamente a 180º, durante 30 minutos. Esto dependerá de cada horno, lo que no aconsejo es abrir la puerta hasta que hayan transcurrido al menos 25 minutos, de lo contrario la masa no subirá adecuadamente. Comprobar con una brocheta si están cocidos, de lo contrario dejar unos minutos más.
Una vez fuera del horno dejamos enfriar en el mismo molde durante 10 minutos y después colocamos los muffins encima de una rejilla para que se terminen de enfriar. Una vez fríos espolvorear con azúcar glas.
Si lo preferimos podemos espolvorear con azúcar granulada antes de introducir en el horno.





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...