martes, 23 de octubre de 2012

Cake pops

Son unos dulces que resultan deliciosos y tentadores, ya que pueden ser elaborados con cualquier tipo de bizcocho y utilizar diferentes decoraciones de las que podemos encontrar en las tiendas de repostería. No cabe duda que resultan ideales cuando tenemos que preparar la fiesta de cumpleaños de algún pequeño, porque les llama mucho la atención.
En este caso para su elaboración he utilizado el clásico bizcocho de yogur al que le he añadido ralladura y zumo de limón para hacerlo más rico y una crema de mantequilla y queso crema. Aunque si no tenéis demasiado tiempo, se pueden utilizar para su elaboración esos recortes que a veces nos pueden quedar de los bizcochos, unas magdalenas...
Os cuento como los he preparado, son sencillos de hacer, aunque resultan algo entretenidos, pero creo que el resultado merece la pena.







INGREDIENTES:
Para hacer el bizcocho:
3 huevos
1 yogur natural
Ralladura de 1 limón
Zumo de ½ limón
1 sobre de levadura química tipo Royal
1 medida del vasito de yogur de aceite de oliva suave o de girasol
2 medidas del vasito de yogur de azúcar (mejor 1 y ½ para que no salga muy dulce)
3 medidas del vasito de yogur de harina

Para la crema:
50 gr. de mantequilla
100 gr. de queso crema
150 gr. de azúcar glas
2 cucharadas soperas de leche (30 ml.)


Para cubrirlos:
150 gr. de chocolate blanco de cobertura
150 gr de chocolate con leche de cobertura
Si lo preferimos podemos usar chocolate negro de cobertura, pero como en esta ocasión era para un cumpleaños de un niño pensé que sería mejor utilizar los chocolates que más les pueden gustar.

Para adornar:
Sprinkles
Mini-confetis de colores
Fideos de chocolate
Fideos de chocolate de colores
Azúcar de colores
Cualquier decoración que tengamos: bolitas, flores....


Para hacer el bizcocho: 
Calentamos el horno a 180º.
Ponemos todos los ingredientes en el vaso de la batidora y batimos muy bien para que no queden grumos y esponje la masa.
Forramos un molde con papel vegetal en esta ocasión da igual que sea cuadrado, redondo…, porque el bizcocho lo vamos a desmenuzar. También podemos untarlo con mantequilla y espolvorearlo con un poco de harina, sacudiendo bien el molde para eliminar el exceso.
Vertemos la masa en el molde y horneamos con el horno previamente calentado a 180º, durante 30 minutos aproximadamente. Debemos tener la precaución de no abrir la puerta del horno durante los primeros 25 minutos de horneado, porque el bizcocho puede bajar y luego no volvería a subir, quedaría apelmazado. Comprobamos si está cocido pinchando con una aguja, si sale limpia estará, de lo contrario lo dejaremos unos minutos más. Dejamos enfriar 5 minutos en el molde y transcurrido este tiempo lo desmoldamos sobre una rejilla y esperamos que se enfríe por completo.

Para hacer la crema:
Tamizamos el azúcar glas, reservamos. En el bol de la batidora ponemos la mantequilla a temperatura ambiente, la leche y el azúcar que hemos tamizado. Comenzamos a batir, primero a velocidad baja y luego aumentamos, hasta que la mezcla sea homogénea. Incorporamos el queso crema que deberá estar frío  para evitar que la crema quede excesivamente blanda y continuamos batiendo hasta que los ingredientes estén perfectamente integrados.

Forma de hacer los cake pops:
Una vez que el bizcocho se haya enfriado por completo, lo colocamos en un bol y lo desmenuzamos bien con la ayuda de un tenedor o con las manos bien limpias. Vamos añadiendo cucharadas de la crema y mezclamos hasta conseguir una pasta que nos permita formar las bolitas. Es preferible incorporar la crema poco a poco para de esa forma ver la consistencia que va teniendo la mezcla y evitar que quede demasiado pegajosa.
Formamos las bolitas, las colocamos sobre una bandeja,la he forrado con film transparente y las metemos en el frigorífico para que enfríen y endurezcan, al menos durante 3 ó 4 horas. En mi caso las preparé por la noche y las bañé con el chocolate por la mañana.
Transcurrido este tiempo fundiremos el chocolate blanco y el chocolate con leche. Para ello colocamos cada uno de ellos en un bol y los introducimos en el microondas. Debemos hacerlo por espacios cortos de tiempo, para evitar que el chocolate se pueda quemar. Lo mejor es poner 30 segundos comprobar como va y de nuevo volverlo a poner por espacio de 30 segundos, hasta que esté blando. Removemos bien para que se disuelva por completo.
Sacamos las bolitas que tenemos en el frigorífico, nos preparamos los palitos que vayamos a utilizar y algo donde poner colocarlos mientras se secan, puede servir cualquier base de poliespan. Cogemos un palito lo mojamos en el chocolate y lo introducimos en la bola de masa, seguimos haciendo lo mismo con todos y los vamos reservando para que se sequen y el palito quede bien sujeto. Cuando los tengamos todos los introducimos en el chocolate blanco o con leche y los bañamos. A continuación y antes de que se sequen vamos espolvoreando con el adorno que hayamos elegido. Los clavamos en la base de poliespan y dejamos que se sequen por completo. Después si queremos podemos ponerles una bolsa de celofán y adornarlos con cinta de color.








Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...